Estudiantes en la pandemia: Sólo el 3% se declara feliz estando en casa

0
128

El 50% de los estudiantes encuestados indicó tener acceso “ocasional” o “nulo” a un computador y entre el 60% y el 80% reportó no contar con un espacio cómodo para estudiar.

Este miércoles, la Encuesta #EstamosConectados de Educación 2020 reveló el complejo escenario en el que se encuentran los estudiantes chilenos en medio de la emergencia por el coronavirus. De acuerdo con la medición, sólo el 3% declara estar feliz permaneciendo en su casa, lo que sin dudas es preocupante para la entidad.

En la medición participaron alrededor de 3.400 personas, entre estudiantes, apoderados, docentes y equipos directivos de todo el país, con el objetivo conocer las condiciones y herramientas de las que disponen las  comunidades educativas para sostener el proceso de enseñanza a distancia.

Ante la pregunta “¿Qué emociones representan mejor tu estado de ánimo?”, un 63% indicó sentir aburrimiento; un 41% manifestó sentir ansiedad o estrés, seguido por frustración y molestia (35%); mientras que un 21% dijo sentir tranquilidad y sólo un 3% indicó sentirse “feliz” de estar en casa.

Por otro lado, una gran mayoría de docentes (91,4%) considera que, en este contexto, el acompañamiento emocional a las y los estudiantes es más importante que la enseñanza de contenidos. En tanto, la mitad de los apoderados (55,3%) reporta que les ha costado acompañar emocionalmente a sus hijos durante el período de cuarentena y un 69% dice que le gustaría recibir apoyo del establecimiento para poder hacerlo.

“Los datos son una llamado de alerta para repensar el valor que tienen las emociones en el proceso educativo y cómo profundizamos en la manera de abordarlas en la escuela, pero también desde la política pública. Más allá de esta crisis, quienes trabajamos por una mejor educación en el país estamos siendo interpelados a impulsar los cambios que se necesitan, desde la perspectiva de una educación más humana; las emociones que ellos y ellas manifiestan dan cuenta de una gran necesidad de apoyo y eso es una urgencia hoy, no para mañana”, manifestó la directora Ejecutiva de Fundación Educación 2020, Alejandra Arratia.

Y aquí se presenta una luz de alerta para las autoridades, pues, a juicio del organismo, el sistema educativo nacional debe “enfocarse en el bienestar integral de los niños, niñas y jóvenes en este contexto excepcional”.

CONECTIVIDAD

En relación a las condiciones en el hogar y las herramientas para enfrentar la educación a distancia, el 50% de los estudiantes encuestados indicó tener acceso “ocasional” o “nulo” a un computador y entre el 60% y el 80% reportó no contar con un espacio cómodo para estudiar, materiales para realizar tareas, un ambiente de concentración en el hogar, o apoyo de parte de adultos/as responsables o docentes.

La conectividad también es un asunto pendiente: el 45,7% sólo dispone de un celular para hacer tareas, o no tiene conexión alguna.

A pesar de que los docentes reconocen que es importante el acompañamiento a sus estudiantes, el 63% de los jóvenes reportó la falta de contacto con algún profesor para dudas, lo que según la directora Ejecutiva de Educación 2020 “muestra una necesidad de acompañamiento que como adultos responsables no estamos pudiendo satisfacer. En esto es fundamental aunar esfuerzos para poder adaptar las formas en que nos acercamos a los
niños, niñas y jóvenes, para reconocer las propias emociones frente el escenario actual y procesarlas de un modo que permita ampliar el repertorio emocional, y procesar lo que está pasando de un modo constructivo”.

En cuanto a las y los docentes, tres de cada cuatro (75%) reportan tener conexión a internet, uno de cada cinco indica tener internet a veces (19%) y sólo 6% indica no tener conexión a internet. Por otro lado, un 41% reconoce como una necesidad contar con formación en el uso de dispositivos digitales, aunque una gran mayoría (sobre el 90%) reporta sentirse mediana, bastante o completamente competente en el uso del computador
y navegación por internet, mientras que el 71% opina que es posible innovar en metodologías educativas en este contexto.

 

Leave a reply